Hoy compartimos con vosotros la reflexión que hace el escritor y experto en liderazgo Simon Sinek acerca de la generación de los Millennials, (generación nacida después de 1984).

A continuación hemos extraído los fragmentos de la entrevista que nos parecen más relevantes. Sin embargo, os animamos a ver el vídeo con la entrevista completa, sin duda merece la pena.

Para producir verdaderos cambios en la sociedad y educar con conciencia de lo que estamos haciendo, es necesario entender el panorama general en el que nos encontramos y en el que se encuentran nuestros hijos.

Los Millennials es la generación más estudiada del momento. En el ámbito laboral buscan trabajar en un lugar que tenga un propósito bien definido donde puedan dejar huella con lo que hacen, un deseo bastante abstracto que no pasa desapercibido y que a menudo genera desconcierto en quienes les contratan. Pero no solo en el ámbito laboral son peculiares. A continuación vamos a ver qué les caracteriza y qué factores influyen en las dificultades que muestra esta generación a la hora de adaptarse a las adversidades de la vida.

El primer factor explicativo que señala Simon es la educación parental. Se trata de una educación que tiende a sobreproteger y reforzar en exceso. Una educación que premia al joven para que no se sienta mal (independientemente de que haya conseguido lo que se proponía), una educación que no fomenta el valor del esfuerzo dado que son los padres los que a menudo luchan las batallas de los hijos, y donde se refuerza la idea de que se es especial y por tanto se puede conseguir cualquier cosa que uno se proponga.

Con esta frágil autoestima construida sobre principios efímeros, muchos se adentran en una realidad laboral que hace tambalear sus pilares desde el primer día. Como dice Simon, es entonces cuando se dan cuenta de que ni son tan especiales, ni sus padres pueden conseguir que les promocionen, ni consiguen todo lo que quieren tan solo porque lo deseen.

Por otro lado, las redes sociales y las nuevas tecnologías les han servido como escaparate. Gracias a ellas han podido relacionarse con los demás desde la mejor versión de sí mismos ocultando todo lo que no creen deseable socialmente. Así mismo, también han constituido su herramienta de gestión emocional, de esta forma, en lugar de aprender a gestionar el malestar tienden a refugiarse en las redes sociales como forma de escapar y evitarlo.

Por último, Simon Sinek habla del entorno en el que se encuentran los jóvenes como tercer factor explicativo del problema de adaptación que presentan los Millennials. Se trata de un entorno caracterizado por la obtención inmediata de gratificación, donde no hace falta esperar para ver una película o recibir una compra online, prácticamente todo está al alcance aquí y ahora.

Sin embargo hay cosas que requieren tiempo y esfuerzo para elaborarse. No existe una aplicación que nos proporcione satisfacción laboral o que nos aporte relaciones sociales íntimas y significativas. Ambas requieren tiempo y paciencia. Tiempo para que el trabajo vaya dando frutos o tiempo para cultivar una relación gestionando los conflictos que surjan por el camino. Son procesos que se fortalecen y trabajan con el tiempo, no hay nada de inmediato en ellos.

Terminamos la reflexión con una frase del escritor que creemos que resume muy bien el objetivo de su entrevista: Las cosas que realmente importan en la vida requieren paciencia y para llevarlas a cabo necesitamos a los demás, como el amor, la satisfacción laboral, la autoestima o la felicidad. (Simon Sinek)

¡Comparte esta entrada!
Share on Facebook
Facebook
Tweet about this on Twitter
Twitter
Share on LinkedIn
Linkedin
Begoña Rodríguez-Acosta Medina
Begoña Rodríguez-Acosta Medina - TCP Tu Centro de Psicólogos
Psicóloga Sanitaria

Únete a la discusión Un comentario

  • Avatar Esteban Romero dice:

    Gracias Simon, se que con tu analisis sobre nosotros no nos estas dando duro como muchos lo dicen, simplemente nos transmites tranquilidad y no haces sentir tan culpables de tener una vida dificil. Yo por lo menos lo veo asi.

¿Quieres dar tu opinión?